Precio
$0$300
Tipo de Propiedad
Número de camas
Tipo de Habitación
Servicios
Idiomas que hablan en la casa
Premios
Tipo de baño
Categoría

Capital provincial de Sancti Spíritus, la tercera villa fundada por los españoles es hoy uno de los principales destinos turísticos de Cuba. Hospedarse en una casa particular de Trinidad es como un viaje al pasado: habitaciones con mobiliarios originales de los Siglos XVIII y XIX, calles empedradas, ventanas de medio punto, balcones de madera, plazas, casonas y palacetes; sin dudas una de las ciudades coloniales mejor conservadas de América, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1988.
Trinidad posee una abundante infraestructura, próxima a los alojamientos, que complementa las vacaciones. Numerosos museos, a la vez viviendas de época y verdaderas joyas arquitectónicas, ofrecen una muestra de piezas identitarias, mobiliario, artes decorativas, objetos aborígenes y mucho más.
Restaurantes familiares en las propias casas (más económicos), centros nocturnos y diversas instalaciones están disponibles para quienes prefieren la vida bajo las estrellas. Deleite sus ojos desde los balcones de la Casa Cantero y el Palacio Ortiz, visite al Cristo de la Vera Cruz en la parroquial de la Santísima Trinidad, participe en las fiestas tradicionales de La Candelaria y San Blas, la Cruz de Mayo y el Carnaval de San Juan; pero sobre todo, no deje de probar la canchánchara trinitaria ni de visitar el Valle de los Ingenios. Rodeada por la sierra del Escambray.
Trinidad es también una región con excelentes atributos para los amantes de la naturaleza por la presencia de especies endémicas en medio de un verde exuberante y paradisiaco. Al sur, podrá tomar el sol en las playas de la península de Ancón.